Volver a Noticias Publicado el Miércoles 4 agosto 2021 en la categoría Actualidad, Sustentabilidad

Atletas: un colectivo potencial de talentos en el ámbito laboral

atletas
FacebookLinkedInTwitterEmail

Los Juegos Olímpicos nos brindan la oportunidad de valorar lo que este grupo tiene para ofrecer en términos de habilidades y competencias laborales, que pueden significar un gran impacto en los equipos y la cultura de un negocio. Sin embargo, según estudios de Adecco, el 43% de los deportistas de elite creen que ser atleta es un impedimento para insertarse en el mercado laboral.

Las necesidades de las empresas están cambiando en términos de cómo atraen talento y gestionan una fuerza laboral dinámica. En la búsqueda de incrementar y concientizar sobre el valor de la diversidad en el mercado laboral, los métodos tradicionales de selección ya no alcanzan. Así, en Adecco vemos a los atletas como un grupo que puede ayudar a las empresas a aprovechar al máximo las oportunidades que presenta el futuro del trabajo. Los motivos son varios:

• Los atletas impulsan el rendimiento empresarial. Para competir, deben buscar mejorar continuamente. En el mundo corporativo, esta capacidad de analizar formas de trabajar y asumir críticas constructivas los convierte en un activo valioso, ya que se exigen tanto a ellos como a quienes los rodean, para obtener el más alto desempeño.

• Interrumpen el status quo. El fracaso y el aprendizaje son parte de competir, y los atletas de élite deben aprender la resistencia para alcanzar la cima. Esta mentalidad, combinada con la capacidad de pensar creativamente, puede dar a los atletas la confianza que necesitan para reorganizar los equipos y procesos internos.

• Son persuasivos. Ser un atleta profesional significa estar expuesto constantemente frente a todo tipo de personas. La perspicacia comercial y las habilidades de comunicación requeridas para desarrollar una carrera atlética son rasgos poderosos que las organizaciones pueden capitalizar.

Por supuesto, comprender a los atletas y sus objetivos, habilidades y aptitudes a largo plazo será primordial; un atleta joven que ha estado luchando por un lugar en los Juegos Olímpicos o Paralímpicos será muy diferente de alguien que se retira después de una larga carrera. Así, para aprovechar los talentos de los atletas, las empresas deberán reconocer que no se trata solo de apuntar a aquellos que ya tienen las habilidades para prosperar en un entorno corporativo; también se trata de estar abiertos a interpretar otro tipo de experiencias para ver cómo pueden transferirse a un entorno empresarial.